line decor
Inicio / Investigación y publicaciones / Publicaciones / Manejo de Ranchos
line decor
 
 
 
 
CLAVE RA0004

RANCHO NO. 4

ABRIL DE 1983

AUTORES: Ing. Francisco J. Peñúñuri M.

Ing. Genaro Lizárraga del C.

Ing. Jaime Navarro Patiño

¿UNA VACA Y SU CRÍA PUEDEN MANTENERSE TODO EL AÑO CON 3 HECTÁREAS DE ZACATE BUFFEL?

Si, porque en una pradera de zacate buffel (Cenchrus ciliaris) bien establecida, una hectárea produce arriba de 1,600 kilogramos de forraje seco al año, mientras que la producción de forraje seco en los agostaderos con vegetación nativa en el mejor de los casos llega a ser de 500 kilogramos por hectárea. Y una vaca y su cría requieren aproximadamente de 4,800 kilogramos de forraje seco al año.

¿POR QUE LOS RANCHOS YA NO PRODUCEN COMO ANTES?

Es frecuente escuchar que los ranchos ya no producen lo que hace años ¿a qué atribuirlo? ¿antes llovía más? ¿las vacas era más paridoras? ¿había otro tipo de pastos? ¿que ha pasado?.

Para que una vaca se cargue y para crías pesadas, lo más importante es que tenga suficiente comida disponible, ésto es, forraje abundante y de buena calidad. Anteriormente a pesar de las difíciles condiciones climáticas del Estado, había zacates y arbustos que permitían un buen desarrollo del ganado.

Este forraje era preferido por los animales, así que poco a poco, como era el más consumido fue desapareciendo al no permitirle que se repusiera de ese intenso pastoreo. Actualmente algunas de esas especies han desaparecido en muchos ranchos y en otros están por desaparecer. Para lograr que la naturaleza por sí misma logre que ésas especies vuelvan a aparecer, gran cantidad de agostaderos tendrían que dejarse de pastorear muchos años, situación poco práctica y económicamente insostenible. Una manera de ayudar a la naturaleza y al mismo tiempo obtener muy buenas ganancias, es la de sembrar en los agostaderos algunas especies forrajeras de alta producción.

El zacate buffel representa para buena parte del Estado de Sonora un excelente medio para aumentar la producción de carne en un rancho y permite contar por ejemplo, con forraje de reserva para cuando se presenten sequías prolongadas y cuando haya emergencias como la de infestaciones de plantas tóxicas en los potreros de matorral, o aún puede ser utilizado para facilitar el empadre, para crecer novillos, etcétera.

¿QUE CARACTERÍSTICAS TIENE EL ZACATE BUFFEL QUE LO HACEN TAN ADECUADO PARA SIEMBRAS EN SONORA?

El zacate buffel es una planta perenne, que crece en macollos con abundantes tallos y hojas que llegan a medir hasta metro y medio de altura, produciendo arriba de tonelada y media de forraje seco por hectárea al año.

Cuando se inician las lluvias rápidamente produce forraje suculento y una vez que éstas han pasado, dura más tiempo verde que otros zacates. Este zacate es resistente a largos períodos de sequía porque sus raíces son fibrosas y bien desarrolladas, penetrando al suelo de 30 a 50 centímetros y más, también hay variedades que producen guías subterráneas y por lo tanto son más resistentes. Debido al amacollamiento que presenta y a su sistema radicular, el zacate buffel es muy resistente al pastoreo, siendo muy apetecido por el ganado durante el período verde, época en que su valor nutricional es alto; sin embargo, al madurar, baja su calidad en forma considerable. Una ventaja adicional es que puede adaptarse y producir en las condiciones de casi la mitad de la superficie estatal (sur, centro y noroeste del Estado).

¿CUANDO LLEGO EL ZACATE BUFFEL A SONORA?

El zacate buffel es de origen sudafricano, y fue introducido en nuestro país en 1954. Algunos de los pioneros en establecer este zacate en Sonora hace aproximadamente 25 años, fueron entre otros: Don germán Santini en el sur del Estado; Don Manuel Torres y Don Luis Encinas en la parte central; Don Enrique Cubillas en la región de Carbó y la familia Platt en Tecoripa.

Actualmente se encuentra establecida en el Estado una superficie de aproximadamente 250,000 hectáreas.

¿COMO SELECCIONAR EL LUGAR EN EL QUE ES CONVENIENTE ESTABLECER LA PRADERA?

La selección del lugar para establecer una pradera es muy importante, ya que de la buena elección depende en gran medida el éxito de la siembra. Los aspectos que se deben considerar son:

TERRENO: El zacate buffel se adapta a una gran variedad de suelos, que van desde livianos hasta pesados, pero no se recomiendan terrenos que permanezcan anegados durante mucho tiempo; los suelos delgados no aseguran un buen establecimiento porque el zacate tiene poco suelo para enrizar, además de que sus nutrientes se agotan rápidamente; por otro lado, el zacate buffel no prospera bien en suelos salinos. Las planicies y bajíos con suelos livianos son los terrenos más adecuados para establecer una pradera, sin embargo, en algunas regiones con buenos suelos y precipitación adecuada, el establecimiento de praderas en lomeríos ha sido redituable, solamente que en este tipo de terrenos, el desmonte y la preparación del suelo son un poco más difíciles.

CLIMA: El zacate buffel se desarrolla adecuadamente en regiones con climas templado-cálidos y tropicales, con precipitaciones de 250 a 2,000 milímetros anuales, temperaturas medias de 18 a 35 C con una mínima de -5 C y una máxima de 48 C y una altura de 0 a 1,000 metros sobre el nivel del mar.

Las limitantes principales del buffel común están marcadas por las temperaturas bajas, menores de -5 C que sean constantes durante períodos prolongados; actualmente el CIPES está tratando de introducir variedades como Nueces, Azul y Llano que prometen establecimientos en regiones hasta con -9 C; otra limitante es la lluvia con precipitaciones menores de 250 milímetros anuales, ya que se logran establecimientos pobres que las hacen incosteables.

¿ES NECESARIO DESMONTAR TOTALMENTE PARA ESTABLECER UNA PRADERA DE ZACATE BUFFEL?

En la mayoría de los casos por economía y por mantener un equilibrio con la vegetación nativa es mejor no hacer un desmonte total, ya que hay otras formas de hacerlo y que presentan grandes ventajas:

DESMONTE SELECTIVO: Este tipo de desmonte se puede hacer con subsoleo desenraizador que es el más económico, lográndose además una buena cama de siembra; es recomendable donde los árboles están dispersos.

El bulldozer se recomienda cuando el monte es más espeso, se eliminan árboles con poco o ningún valor forrajero y se respetan árboles forrajeros, con valor ecológico y económico. Estos desmontes tienen como ventajas el proporcionar una mayor variedad de forraje para el animal y provocan un pastoreo más uniforme por la cantidad de sombras presentes, asimismo, la fauna mayor como el buro y el venado tiene preferencia por estos sitios.

DESMONTE EN FRANJAS: Es el trazo de franjas en curvas a nivel de 50 metros de ancho, desmontándolos en forma total y dejando otro tanto igual de monte, en forma alternada. Este desmonte tiene entre otras ventajas, la de captar en las áreas desmontadas y sembradas, una mayor cantidad de agua y por lo tanto es menos riesgoso el establecimiento del buffel. Los chorizos se acumulan hacia abajo y hacia arriba de la franja desmontada. El cadeneo es un método muy económico para ser utilizado en el desmonte en franjas, ya que llega a costar hasta una cuarta parte de lo que el desmonte realizado con bulldozer. Consiste en arrastrar una cadena de ancla de barco de 40 a 60 metros de largo (pesa de 4 a 5 toneladas), y que es jalada por dos tractores de oruga.

¿CUAL ES LA PREPARACIÓN DEL SUELO MAS ADECUADA PARA LA SIEMBRA?

La selección deberá basarse en la textura del suelo, la vegetación existente y la maquinaria disponible; a continuación se describen varios tipos de preparación, destacando los aspectos por los que son en cada caso, los más eficientes y económicos:

RASTRA PESADA: Es uno de los implementos más usados y aún cuando resulta más caro que la rastra, se hace indispensable usarlo en suelos pesados, ya que brinda una preparación que impide la pérdida de semilla por el viento debido a la rugosidad que causa en el suelo. El subsoleo siempre se debe trazar cruzando perpendicularmente la pendiente para evitar la erosión.

SUBSOLEO DESENRAIZADOR: Es recomendable principalmente en siembras sin desmonte ya que controla arbustivas de porte mediano y da muy buena calidad de cama de siembra.

La profundidad adecuada es de 30 centímetros ya que así se controlan arbustos como la rama blanca y uña de gato, además de que se logra un trabajo rápido.

BARBECHO: Permite una buena cama de siembra, y aunque resulta tan costoso como el subsoleo, se recomienda para suelos livianos y en lugares con poca lluvia, o cuando se quiere abarcar gran cantidad de terreno y aprovechar mejor el agua; se puede utilizar el arado de discos dando una pasada a nivel con 3 ó más metros de separación; este tipo de preparación se puede hacer sin desmonte en suelos poco pedregosos y monte disperso.

¿CUAL ES LA MEJOR SEMILLA?

La mejor semilla es la que ha sido cosechada madura, es decir aquella semilla que se desprende fácilmente de la espiga y que ha madurado a finales del verano y en la primera mitad del otoño. La semilla que se produce en las equipatas es por lo general de baja germinación.

La semilla recién cosechada no es apta para su siembra, por lo que lo más conveniente es almacenarla en un lugar fresco, seco y ventilado cuando menos durante seis meses, empacandola no muy prensada en costales, que deberán ser asoleados durante varios días, para asegurar que quede suficientemente seca y no se desarrollen hongos que puedan destruirla.

¿QUE CANTIDAD DE SEMILLA SE DEBE SEMBRAR?

La semilla de buffel generalmente está revuelta con semilla de otros cultivos y malezas, así como de pedazos de hojas, espigas y otras basuras, por eso es importante saber que porcentaje de la que tenemos es semilla pura; también ocurre que de esa semilla pura no toda está en condiciones de germinar, por lo que también debemos conocer el porcentaje de germinación, ya que la cantidad de semilla recomendable para sembrar es de 4 kilogramos de semilla pura viable por hectárea, es decir, 4 kilogramos de semilla que realmente sea de buffel y que vaya a germinar.

Para saber esto, lo más adecuado es enviar a que se analice la semilla a instituciones oficiales como CIPES, PRONASE, CIANO, Y PROGRAMA DE CERTIFICACIÓN DE SEMILLA, quienes le dirán los porcentajes de germinación, pureza y cantidad de esa semilla que debe sembrar. La muestra que va a mandar analizar debe obtenerla de la siguiente manera: de un saco tome un puño de arriba, otro de enmedio y uno más de abajo; ésto lo deberá hacer con un saco de cada 30 que tenga; posteriormente mezcle todas las muestras y llévelas a analizar. En caso de que solo le informen el porcentaje de semilla pura viable, usted puede calcular lo que necesita tirar de la siguiente manera:

- Divida 400 entre el valor de la semilla pura viable, si es que la siembra va a ser al voleo.

- Cuando vaya a sembrar con sembradora, divida 350 entre el valor de la semilla pura viable.

- Por ejemplo: si le dicen que el porcentaje de semilla pura viable es del 60%, usted deberá hacer la siguiente operación: 400 entre 60, igual a 6.6 o sea que de esa semilla deberá tirar 6.6 kilogramos por hectárea.

¿CUANDO Y COMO SE DEBE SEMBRAR?

La época más apropiada y menos riesgosa para sembrar, es pocos días antes de que se inicien las lluvias de verano, porque se pierde menos semilla por el viento o por hormigas y no se arriesga la preparación del suelo, que es lo más caro.

Si se utiliza sembradora (fertilizadora), es necesario cuidar que no se atasque con las impurezas de la semilla, calibrarla pesando la semilla que gasta en 100 metros (para esto puede solicitar la ayuda de un agricultor o del extensionista de su zona); tener repuestos de llantas y también deberá llevar cadenas o ramas que tapen la semilla. En caso de ser siembra manual (al voleo) supervisar que la semilla se disperse parejo y en la cantidad adecuada.


 
 
line decor
line decor